feed

14 Ortografía de los signos de interrogación y exclamación (Dudas del lenguaje)



Escucha este post Share

A diferencia de lo que ocurre en otras lenguas, los signos de interrogación y exclamación son signos dobles en español, como los paréntesis o los corchetes. Por tanto, es incorrecto prescindir del signo de apertura en los enunciados interrogativos o exclamativos:
  • ¿Quién le ha llamado? (no Quién le ha llamado?).
  • ¡Qué prisa tienes! (no Qué prisa tienes!).
Por otra parte, después del signo de cierre de interrogación o exclamación se puede escribir cualquier signo de puntuación salvo el punto:
  • ¡Ah!, olvidaba darte esto.
  • ¿Han terminado ya de preparar la mesa?
  • —¿Qué vamos a comer? —preguntó.
Cuando los signos de cierre (? !) constituyen el final del enunciado, la palabra que sigue se escribe con mayúscula inicial.
  • ¿Dónde está el restaurante? Olvidé mirarlo en la guía.
  • ¡Qué frío! Coge el abrigo y la bufanda.
Los signos de interrogación y de exclamación se escriben pegados a la primera y la última palabra del período que enmarcan, y separados por un espacio de las palabras que los preceden o los siguen; pero si lo que sigue al signo de cierre es otro signo de puntuación, no se deja espacio entre ambos.
  • Vamos a ver... ¡Caramba!, ¿son ya las tres?; se me ha hecho tardísimo.
Los signos de apertura (¿ ¡) se han de colocar justo donde empieza la pregunta o la exclamación, aunque no se corresponda con el inicio del enunciado; en ese caso, la interrogación o la exclamación se inician con minúscula.
  • Por lo demás, ¿qué aspecto tenía tu hermano?
Los vocativos y las construcciones u oraciones dependientes, cuando ocupan el primer lugar del enunciado, se escriben fuera de la pregunta o de la exclamación; pero si van al final, se consideran incluidos en ellas.
  • Raquel, ¿sabes ya cuándo vendrás? / ¿Sabes ya cuándo vendrás, Raquel?
  • Para que te enteres, ¡no pienso cambiar de opinión! / ¡No pienso cambiar de opinión, para que te enteres!
Cuando se escriben seguidas varias preguntas o exclamaciones breves, se pueden considerar como oraciones independientes, o bien como partes de un único enunciado...

En el primer caso, cada interrogación o exclamación se iniciará con mayúscula:
  • ¿Quién era? ¿De dónde salió? ¿Te dijo qué quería?
  • ¡Cállate! ¡No quiero volver a verte! ¡Márchate!
En el segundo caso, las diversas preguntas o exclamaciones se separarán por coma o por punto y coma, y solo se iniciará con mayúscula la primera de ellas:
  • Me abordó en la calle y me preguntó: ¿Cómo te llamas?, ¿en qué trabajas?, ¿cuándo naciste?
  • ¡Qué enfadado estaba!; ¡cómo se puso!; ¡qué susto nos dio!
Cuando la exclamación está compuesta por elementos breves que se duplican o triplican, los signos de exclamación encierran todos los elementos.
  • ¡Ja, ja, ja!
Usos especiales:
  1. Los signos de cierre escritos entre paréntesis se utilizan para expresar duda (los de interrogación) o sorpresa (los de exclamación), no exentas, en la mayoría de los casos, de ironía: Tendría gracia (?) que hubiera perdido las llaves; Ha terminado los estudios con treinta años y está tan orgulloso (!).
  2. Cuando el sentido de una oración es interrogativo y exclamativo a la vez, pueden combinarse ambos signos, abriendo con el de exclamación y cerrando con el de interrogación, o viceversa: ¡Cómo te has atrevido? / ¿Cómo te has atrevido!; o, preferiblemente, abriendo y cerrando con los dos signos a la vez: ¿¡Qué estás diciendo!? / ¡¿Qué estás diciendo?!
  3. En obras literarias es posible escribir dos o tres signos de exclamación para indicar mayor énfasis en la entonación exclamativa: ¡¡¡Traidor!!!
  4. Es frecuente el uso de los signos de interrogación en la indicación de fechas dudosas, especialmente en obras de carácter enciclopédico. Se recomienda colocar ambos signos, el de apertura y el de cierre: Hernández, Gregorio (¿1576?-1636), aunque también es posible escribir únicamente el de cierre: Hernández, Gregorio (1576?-1636).

Fuente: Real Academia Española.

5 comentarios:

Woody Jagger dijo...

EdCharrua, me vas a permitir que te lance un elogio: tu blog me ha parecido muy interesante. Ando buceando por él un par de días y me parece un lujo recuperar ciertas normas del lenguaje. Un saludo.

wanda dijo...

Me parece una página genial. una gran ayuda. Gracias

Ed Charrúa dijo...

Muchísimas gracias por los halagos y por comentar. Saludos.

Anónimo dijo...

Hoy he aprendido acerca de los usos de los signos de interrogación y exclamación, gracias.

Ed Charrúa dijo...

Un buen sitio es este: http://blog.lengua-e.com/2010/blog-de-lengua-espanola-el-libro/

Haz clic aquí para dejar un comentario